Los ayuntamientos conocen el Plan de Prevención y Bienestar de los dromedarios para las cabalgatas de reyes

Viernes, 4 Noviembre, 2016

El principal objetivo de Oasis Park Fuerteventura es garantizar la seguridad de los animales que el zoológico cede para su participan en los desfiles.

La reunión de coordinación entre miembros del zoo y representantes de las concejalías de Cultura y Festejos de Puerto del Rosario, Tuineje, Antigua y Pájara,  dio a conocer el Plan de Prevención y Bienestar Animal que deberán poner en marcha los ayuntamientos de la Isla en las cabalgatas de reyes que se celebrarán el próximo 5 de enero.

Durante la reunión, se informó de los requerimientos en materia de bienestar animal que serán condición obligatoria para la cesión de los camellos para la celebración de las cabalgatas, como el recorrido, las zonas de descanso adaptadas a los ejemplares participantes o cómo actuar en caso de lluvia.

 “Nuestro objetivo siempre ha sido garantizar el bienestar de los dromedarios que participan en los desfiles, por este motivo, cada año repasamos con los organizadores los cambios que se han producido en la legislación”, explicó Soraya Cabrera, directora de Conservación de Oasis Park Fuerteventura. “Si no hay seguridad, no podemos llevar a nuestros animales a estos eventos”.

Fuerteventura es la única isla en la que se realiza este tipo de mesas de trabajo en las que se valora in situ las instalaciones, el cuidado y manejo de los dromedarios; garantizando así, la integridad física y psíquica de los animales participantes en estos eventos multitudinarios.

VISITA A LA GRANJA CAMELLAR

Los ayuntamientos presentes en la reunión realizaron, además, una visita guiada a las instalaciones a la granja camellar más grande de Europa.

En ella comprobaron de primera mano los cuidados diarios que reciben los dromedarios que cada año participan en las cabalgatas de reyes e incluso tuvieron la oportunidad de alimentar con biberón a los miembros más jóvenes de la familia.

Oasis Park Fuerteventura colabora cediendo sus camellos gratuitamente desde hace 31 años con los ayuntamientos de la Isla, a los que informa puntalmente de los cambios en la normativa vigente. De esta forma, se mantiene viva una tradición que nació en 1985 cuando se comenzó a promover los desfiles con recogida de juguetes para donarlos a las familias más desfavorecidas de la Isla.